Este puente en Londres es emblemático y muy reconocible. Es uno de los más de 30 puentes que cruzan el río Támesis. Se construyó en 1894 y mide 244 metros. Sus dos levas se elevan 20 veces a la semana, en promedio, para permitir el paso de diversas embarcaciones. El mecanismo hidráulico del Tower Bridge fue considerado muy avanzado para su época. Ahora se cambió a un mecanismo que utiliza aceite y motores eléctricos.

Foto: Pexels